PALABRAS MÁS

La ira del presidente 

La mentira no es algo que se oponga a la verdad, 

sino que se sitúa en su finalidad 

Jacques Derrida 

Estimado lector, gracias. El presidente López Obrador se encuentra fúrico, de las últimas estrategias para agradarle a su público no le ha salido nada, lo han hecho quedar mal, hacer el ridículo a nivel internacional. Y es que López solo se asume presidente de la audiencia de las mañaneras, no de la realidad, se ha convertido en lo que tanto criticaba, un telepresidente que desde las cámaras de televisión ejerce el poder, censura, señala, califica y miente, se abandera en las libertades, pero no está dispuesto a aceptar la realidad ni errores, no quiere escuchar, ni mucho menos quiere perder un ápice de poder. 

Ese ejercicio de comunicación que en un inicio era novedoso, inédito, inclusive para el mundo, donde los periodistas se enfrentaban cotidianamente con el poder para cuestionarlo, se convirtió en un circo patético, se terminó el “diálogo” si es que alguna vez existió con López. La imagen del presidente esta desgastada y él se ve cansado, no hay nada nuevo en su narrativa simplona, sus respuestas son mecánicas y se han aprendido bien, no tiene argumento mayor más que torcer la historia a conveniencia y culpar al pasado, su discurso es monótono como los 21 meses de su sexenio. 

La ceremonia del Grito de Independencia del pasado 15 de septiembre debió dolerle al tabasqueño, prácticamente solo en la plancha del Zócalo, un golpe directo para “el mejor presidente que ha tenido México”, para el segundo mandatario a nivel mundial, para quien se jacta de ser querido por el pueblo bueno, electo por un poco más de 30 millones de votantes. Es cierto estimado lector, así sucedió por la pandemia, pero para el gran orgullo presidencial que raya en lo patológico, le debió doler. 

Y la pantomima de la rifa del avión otro tropezón, el pueblo no lo acompañó, de esos 30 millones que se jacta de tener a su disposición no hicieron la tarea, fueron entidades gubernamentales, empresarios quienes terminaron por pagar el capricho de la rifa, por cierto, el avión seguirá guardado, se seguirá pagando y generando gastos, por lo pronto ese cartucho ya se quemó y nos le dejó buenos dividendos. 

Si algo hace enfurecer al de Macuspana, es que pongan en duda su cruzada contra la corrupción del pasado, aunque sea laxo con la del presente. El caso de Emilio Lozoya solo ha generado expectativa que con el paso de los días se va terminando, nada pasará, aunque todos los caminos de corrupción lleven al ex presidente Enrique Peña Nieto a quien la justicia no va a tocar, sobre todo por mandato del “pejelagarto”, con esto siguen, tanto Peña como López, bajo sospecha de un pacto de impunidad. 

Ahora viene el capítulo del juicio a los ex presidentes, que el pueblo en general quiere, pero está ocupado en sobrevivir a la pandemia, esa que ya dejó más de 73 mil fallecidos según sus números y se estima que la realidad sea de 200 mil. Pero el montaje ya está echado a andar y tiene que ver directamente con la elección del siguiente año. Van a mostrar día y noche la corrupción de los priistas y panistas, que, por supuesto existió, pero no será un caso de justicia, sino de campaña electoral porque López no va estar en la boleta, pero si moviendo los hilos. Por si eso no fuera suficiente, le queda el recurso del golpeteo a Felipe Calderón y su amigazo Genaro García Luna encarcelado en EU. 

Así que la campaña ya comenzó, pero el presidente no está contento porque no les ha salido nada bien, quisiera que, a estas alturas, las audiencias (que no el pueblo) estuvieran a sus pies, pero él sabe que han sido ineptos, corruptos y están sentados en una pila de cadáveres, por eso le molestan los medios y el periodismo. 

Un artículo sobre el trastorno explosivo intermitente supone que hay “episodios repentinos y repetidos de conductas impulsivas, agresivas y violentas, o arrebatos verbales agresivos en los que reaccionas con demasiada exageración para la situación”. No se enoje presidente. 

Entre Palabras 

Y… en la CNDH, nada nuevo. 

Escríbeme tus comentarios al correo suartu@gmail.com y sígueme en la cuenta de Instagram en @arturosuarez_. 

Hasta la próxima. 

ARTURO SUÁREZ

Todos los miércoles por la 1530 de AM en punto de las 20:00 horas, conduce el programa La Otra Frecuencia, periodismo con consciencia.

Twitter: @arturosuarez
Correo: suartu@gmail.com

© Derechos Reservados. Homo Espacios es una marca registrada. Producción y creación de Glen Rodrigo Magaña

  • Facebook Social Icon
  • Twitter Social Icon
  • Icono social Instagram
  • Icono social de YouTube